» Inicio » Añadir a favoritos » Enlaces » Contacto » Haz Teaming
Sociedad Protectora de Animales y Plantas de Alcoy Español English Deustch

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Bienvenidos a la Sociedad Protectora de Animales y Plantas de Alcoy

La educación de tu cachorro - 18/07/2007

 

Tu perro es aún muy pequeño para entender lo que quieres, tienes que darle tiempo. Pasan el dia durmiendo, y cada vez que se despierte hará pis. Para empezar acondiciónale un sitio con papel de periódico y si ves que se levanta llévalo allí, suelen pillarlo rápido, ya verás como poco a poco lo va haciendo él solito, cuando lo haga, prémialo, hazle una fiesta (pero despacito que es bebé). No le riñas mucho, no te entiende, "es pequeño", y si lo haces, basta un "NO". Si lo asustas, será peor.


Procura no bajarlo a la calle hasta que sea más mayor y tenga puestas las vacunas, te arriesgas a que coja cualquier enfermedad; si lo bajas, cógelo en brazos, no lo acerques a otros perros, ni le dejes oler nada.
Lo del miedo a las escaleras es normal, les pasa a casi todos, piensa que para ellos son como montañas. No le obligues a bajar por las malas, no le tires de la correa, ni cosas de esas. Con el tiempo lo irá haciendo, bajará detrás de ti, ya lo verás.
Con esta edad duermen como troncos, les hace falta para hacerse mayores, y estan completamente indefensos. Comer. dormir, jugar y recibir afecto, es lo que más necesitan.
Ten paciencia y dale mucho amor, con esto conseguirás todo lo que quieras de tu perri. Llegará a ser tu mejor compañero.
Disfruta de tu cachorro, enseguida se hacen grandes, ya lo verás. Comparte tu vida con él. Los perros son fieles, nobles, sinceros, alegres y llenos de corazón, siempre será bueno contigo. Aprended el uno del otro, merece la pena!!!!

 

 

Muchas veces hemos escuchado decir a un futuro dueño de perro "Quiero la misma raza que la del perro de mi amigo. Tiene un temperamento maravilloso y hace toda clase de trucos". O, "Voy a tener un perro mezcla de razas. Esos perros son mejores."
Aún con un potencial genético prometedor o las características del perfil que busca del perro ideal, la clase de perro que será su cachorro dependerá en gran medida de la manera en que Ud. lo sociabilice. Las experiencias de un cachorro en su nuevo ambiente son factores claves en la formación de su personalidad y temperamento como adulto.
La socialización de un cachorro comienza con su madre y sus hermanitos y continua mientras se hospeda en un nuevo hogar y, para el cachorro, en el ambiente extraño. Los estudios de comportamiento muestran que un período clave de socialización para los cachorros hacia los humanos es de seis a ocho semanas. Este es el lapso en que la madre habitualmente desteta a sus cachorros. El sistema nervioso del cachorro alcanza las capacidades estructurales y funcionales de un perro adulto. El lapso de ocho semanas también es el tiempo en que normalmente un cachorro es colocado en un nuevo hogar. Está preparado para aprender y allí debería comenzar una socialización intensiva.
Socializar a su cachorro significa dedicarle tiempo. Darle mucho afecto y atención. Acariciarlo y llamarlo por el nombre elegido. Presentarlo a sus vecinos, a los empleados de servicios como el cartero y otras personas que vienen a su casa periódicamente. Mostrar a sus niños como tomarlo y acariciarlo. Socializar a su cachorro con otros perros también es fundamental, lo cual no significa dejarlo que corra libremente por el vecindario. Bríndele la oportunidad de una interacción segura y controlada con otros perros cuyos propietarios Ud. conozca y asegúrese que estén inmunizados.
Mientras su cachorro explora su nuevo ambiente, puede estar mordiendo a algunos objetos y así dañándolos por descuido. Esto es parte de su exploración. Si su cachorro daña algo o tiene un accidente, no le llame la atención o le hable de manera violenta, al menos que lo encuentre en el momento de hacerlo. De ser así, se le debe llamar la atención cuidadosamente. Lo único que un cachorro aprende de un reto violento o inoportuno es temor por su amo. Comience con órdenes básicas "ven", "siéntate" y "quédate". Felicítelo cada vez que responda a sus órdenes.
Al socializar a su cachorro, recuerde que deberá controlar los "instintos" que cada perro hereda. Su cachorro lo probará a Ud. y a los miembros de su familia intentando establecer la posición dominante como líder del clan. Todos los miembros de la familia deberían cooperar estableciendo y aumentando un código de conducta del cachorro. Para ayudarlo a que entienda que debe obedecer las reglas de la casa, debe ser coherente con el reto y la caricia. El contacto visual y un firme "no" usualmente evitan una situación indeseable.
Aproveche cada oportunidad para socializar a su cachorro. Haga de su hora de comida una experiencia positiva acariciándolo por ser un "buen perro" a medida que lo ubica frente a su plato de comida en el piso. El vínculo entre cachorro y su amo puede crearse a través de experiencias positivas como darle la comida.
Darle la comida puede también ayudar a entrenar a su cachorro. Mientras lo ubica frente a su plato de comida en el piso, ordénele "Ven", precediendo el nombre que le ha elegido. Esto le indica a su cachorro una orden a la que debe obedecer y lo ayuda a enseñarle a responder a su nombre.
A medida que su cachorro se establece en su nuevo hogar, puede encontrar nuevas situaciones que pueden ser estresantes para él. Ayudar a su cachorro a adaptarse a estas situaciones reduce los problemas futuros de conducta. Puede descubrir que su cachorro tiene miedo a los ruidos fuertes. Durante una tormenta, fuegos artificiales o cuando se encienden artefactos, como lavaplatos o aspiradoras, juegue con su cachorro como lo hace normalmente o acarícielo y asegúrele que los ruidos son simplemente "cosa de todos los días". Recompénselo con un premio para perros por permanecer calmado mientras se producen los ruidos.
Acostumbre gradualmente a su cachorro a quedarse sólo. Comience con breves períodos de tiempo de separación y vaya aumentándolo poco a poco. Cuando no pueda observarlo, deje a su cachorro en su jaula o en una zona donde no pueda causar ningún daño. Ofrézcale su hueso para morder y/o juguete favorito para evitar el aburrimiento.
¿Cuál es el potencial para socializar a los perros que han tenido una exposición mínima a la gente y a otros perros durante sus primeros tres meses de vida? Las posibilidades de transformar a ese perro en una mascota doméstica dependen del tiempo que le ha dedicado el dueño. Es fundamental dedicarle tiempo y paciencia. Se puede lograr, pero no es una tarea fácil.
Conclusión
La coherencia entre todos los miembros de la familia al presentar un cachorro o un perro más maduro a técnicas sociales es esencial. Además de la coherencia, por favor recuerde las tres palabras claves: Paciencia, Persistencia, Caricia.

 

 

SI TU CACHORRO LADRA MUCHO

 

•  Nunca acaricie ni tranquilice a su perro si  ladra por miedo. Esto reforzará su comportamiento de ladrar, que es el que usted trata de evitar. Reprima el ladrar excesivo. Cualquier reacción positiva que él obtenga de usted reforzará su conducta y hará más difícil su control.


•  Si su perro ladra pidiendo algún juguete, una galleta, sacarle de paseo, etc. No ceda a sus demandas y recompense la conducta indeseable. Espere hasta que él se haya callado para darle su recompensa.


•  Enseñe a su perro la palabra "Silencio" o "NO" para que sepa que es una orden y que sepa que tiene que hacer. Para enseñar "Silencio" o "NO" a su perro usted necesitará producirle un estimulo negativo, que puede obtenerlo con un rociador lleno de agua con zumo de limón. Cuándo su perro ladre y no deba ladrar, rociele la boca y diga, "Silencio" con un tono de voz fuerte. Él sabor será una respuesta negativa a  ladrar y él aprenderá a dejar de ladrar para evitarlo. Este método se debe usar a los 2-3 segundos de ladrar, o no tendrán efecto


•  Acaricie y recompense a su perro cuado él este callado. Los perros quieren complacer, y  aprenderá que complace cuando está callado. Cuándo su perro es expuesto a un estimulo donde en cualquier otro momento habría ladrado, pero decidió no hacerlo como usted le enseño, recompénselo con caricias, galletitas, snacks y prestándole mas atención.


•  Nunca golpee, maltrate o mantenga la boca de su perro cerrada. Esto sólo  enseñara a su perro a tenerle miedo y puede causar mas problemas como que ladré mas por miedo o que le produzca una agresión. La manera apropiada de reducir que su perro ladre es enseñarle a identificar la causa y enseñarle que no es una conducta aceptable. Recuerde que es su responsabilidad como su dueño enseñarle un comportamiento aceptable y reprimir las conductas indeseables.

 


Los premios son una buena manera de recompensar a su perro por la tarea realizada. Aquí se detallan cinco maneras de adiestrar mejor a su perro:


I. Ofrézcale premios y adiestre a su mascota después de una sesión de juegos. Después de un juego de persecución en que hay un desgaste importante de energía, permítale a su perro saber quién da las órdenes y prémielo.
II. Finalice cada sesión de aseo con un premio. Enséñele a su perro el premio que se merece por un buen aseo dándole un premio luego del cepillado.
III. Cuando se vaya, arrójele una golosina para perros. Ofrézcale a su perro algo para masticar mientras Ud. se retira. Las galletas pueden ser especialmente divertidas porque muchos perros juegan con ellas antes de masticarlas.
IV. Deje que su perro continúe con la nariz "hacia abajo". Esto puede ser un truco para enseñarle a su perro, pero no si utiliza un premio con rico aroma como los snacks. Trabaje desde la posición sentada, deje que su perro olfatee el premio, ordénele "ABAJO", entonces llévelo hacia abajo y hacia afuera en un movimiento en forma de L. Su perro naturalmente seguirá con la nariz hacia abajo.
V. Nunca le ofrezca un premio sin un truco. No hay premios gratis. Siempre haga obedecer a su perro algún tipo de orden antes de recompensarlo con un premio.


 

 


centros adopcion perros

SPAP - Sociedad Protectora de Animales y Plantas de Alcoy (Alicante) - Nº Reg. Asociaciones 70
Albergue refugio de animales y centro de adopción en Ctra. Alcoy - Bañeres, s/n (Antiguo Molí Payà)
Apdo. Correos 5 - 03802 Alcoy (Alicante)
Telf. 650 579 108 (Contestador) - Ver Mapa de localización
Como llegar desde ALICANTE - Como llegar desde VALENCIA

También nos puedes encontrar en:        Youtube          Facebook         Twitter

       Canal RSS de Noticias y Adopciones de animales

adopcion perros pequeños
perros cachorros en adopcion
Tienda de animales Deconatura Inresma Clinica Veterinaria Vetervida Alojamiento web y registro de dominios
Pedigree Adoptame Cafeteria Quico Mundo Mascotas
albergue canino | perros adopcion | terapia con animales | adopcion de cachorros | congreso terapia animales
donde adoptar perro
donde adoptar cachorros